Para reflexionar… La Felicidad Envuelta Para Regalo

“Más buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas” (Mateo 6:33).

Al recibir la oportunidad de su madre de elegir un regalo para su cumpleaños, Rosa se puso muy feliz. Ella no eligió el más caro y tampoco el que le pareció más atractivo. La madre, curiosa acerca de la elección, preguntó: “¿Por qué elegiste este? Había otros más hermosos y de mayor valor.” La hija respondió: “No me importa la apariencia ni el valor. Elegí este porque era el que me indicaba una verdadera felicidad en tenerlo”.

¿Qué buscamos en este mundo? ¿Brillo, prosperidad financiera, posición social o la certeza de un final feliz? Muchas cosas son, a nuestros ojos, muy atractivas y de gran valor, pero son fugaces y engañosas. En vez de felicidad, tráenos, aflicción, frustración y destrucción.

La mejor elección que podemos hacer, en cualquier momento de nuestras vidas, es el Señor Jesús. Él nos guiará sobre el mejor camino a seguir, sobre el mejor regalo a adquirir, sobre las actitudes que nos llevarán, en perfecta alegría, a la vida eterna con Dios.

¿Qué regalo quieres recibir, felicidad u otra cosa?

Impactos: 92

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *