Para reflexionar… Ganadores Para Siempre

“No me elegisteis vosotros a mí, sino que yo os elegí a vosotros” (Juan 15:16).

“Con todos los miles de millones de personas, ¿cómo se interesó Dios en mí y me eligió?”

¡Es maravilloso saber que Dios nos eligió! Él nos ha elegido para caminar en Su presencia, para obedecer Su voluntad, para ser Sus representantes aquí en este mundo, para iluminar los caminos que pasamos, para hacer una diferencia en un paisaje dominado por el pecado, para levantar a los caídos y desanimados, para ser bendiciones hasta que nos llame a estar con Él para siempre. Tenemos muchas razones para alabar y glorificar su nombre.

Él nos eligió para ser árboles frutales, para alimentar a los hambrientos, para sembrar los campos estériles de la esperanza y para mostrar a todos que el amor es el gran secreto para que todos se presenten ante Él con el trofeo de la victoria en las olimpiadas de la vida.

No necesitamos jugar a la lotería, participar en realities shows, invertir en Bolsa o invertir en dólares. Todos somos ganadores, sin nos arriesgar.

En el diario espiritual del cielo de gloria, la cabecera de la primera página dice: “Los ganadores son … todos aquellos que abrieron sus corazones y recibieron a Jesús como Señor y Salvador.

Estoy celebrando mucho. ¿Y tu?

Impactos: 3

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.