Para reflexionar… ¿Somos Capaces?

“YO SOY la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí, y yo en él, este lleva mucho fruto; porque sin mí nada podéis hacer” (Juan 15:5).

“El secreto de la vida cristiana no es que seamos capaces, sino que Cristo es capaz”.

A menudo escuchamos anuncios como: “Ven a escuchar al gran hombre que puede cambiar el curso de tu vida”; “Fulano, el gran hombre que tiene el poder de curar todas vuestras enfermedades”; “La hermana fulana tiene todas las respuestas a tus problemas”… y así sucesivamente. Sin embargo, ¡sabemos que no somos nada y que no podemos hacer nada! Cristo es el que es Grande y todo lo puede, incluso hacer cualquier cosa a través de nosotros.

Él es el Señor y nosotros somos los siervos, los discípulos, la bendición que Él usa para la gloria de Dios. Cuando tomamos un lugar que no nos pertenece, estamos pecando y avergonzando el nombre de Jesús. Cuando dejamos que Dios nos guíe, nos lleve a donde Él quiere llevarnos y haga a través de nosotros lo que Él quiere hacer, entonces glorificamos a Dios e iluminamos el mundo con Su maravillosa presencia.

¿Hay algo imposible para Dios? Claro que no. ¿Hay algo imposible para nosotros? Si confiamos en el Señor y dejamos que Él haga Su voluntad en nosotros, ¡la respuesta también es “por supuesto que no”!

¿Tú eres capaz?

Impactos: 50

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.