Para reflexionar… Ejemplo: Bueno O Malo

“De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas” (2 Corintios 5:17).

“¿No bebes, ni siquiera un poquito?” le preguntó un hombre a su amigo. “No. Tengo miedo de dar un mal ejemplo”.

¿Nos hemos preocupado por mostrar el brillo de Cristo en nuestras vidas? ¿Hemos sido un ejemplo en nuestro hogar y frente a nuestros amigos? ¿Hemos sido una bendición para el reino de Dios? ¿O hemos vivido nuestro día a día sin preocuparnos por quienes nos rodean?

Estamos en este mundo para servir a Cristo. Estamos en este mundo para llevar a muchos a la vida eterna. Estamos en este mundo para mostrar la diferencia entre los que se salvan y los que se pierden. ¿Hemos logrado el éxito en esta tarea que Dios nos ha encomendado?

Cuando pensamos solo en nosotros mismos, mostramos egoísmo, mostramos indiferencia, mostramos que nada ha cambiado cuando recibimos a Jesús como Señor y Salvador. Las cosas viejas continúan prevaleciendo y el Espíritu de Dios no encuentra lugar para transformar nuestras actitudes.

¿Tu vida ha sido nueva en el Señor o sigue viviendo las costumbres del pasado?

Impactos: 3

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.