La experiencia de la edad…

La experiencia de la edad…

gotitas de vivencia…


Mi papá me visitó a mi casa, me alegré tanto de verle, platicamos su rato, mientras se comía unas manzanas picadas, me exponía sus preocupaciones sobre una situación que me aqueja, obviamente no puedo decirle que no sienta nada es mi padre, y todos nos preocupamos por nuestros hijos, ahora pienso que no importa la edad, siempre eres el hijo o hija de tu padre y siempre quieren lo mejor para nosotros…

Observé y escuché a mi padre mientras hablaba, y me tocó el corazón aún más mientras caminabamos hacia donde el tomaría su bus para regresar a casa, yo estaba preocupada y no quería dejarlo solo, lo acompañé y caminamos, me platicaba de su vida de pequeño, que aún hasta este día el espera que sueños nuevos que tiene se cumplan, me hablaba de su esposa, ella no es mi madre pues la mía murío, así que me decía como ella era su ángel, y la persona que era todo para el, a lo que yo le decía, es que así es papi, ustedes son uno, y ella significa eso para su vida…

Contemplaba la naturaleza, y disfrutaba cada cosa que veíamos mientras caminaba…escuché sus consejos que me dió una y otra vez…no hay duda que los años que mi papá tienen le dan ventaja para aconsejarme…cuando concluiamos pues casi se hiba yo le decía, papi, no hay duda que como padres queremos lo mejor para nuestros hijos, tenga la seguridad que no hay cosa mejor que hablarles de Dios, pues si les sembramos a Jesús en su corazón ellos darán frutos diferentes…

No espero sea el día del padre para hablar de mi padre, ni de la labor de muchos padres que se esfuerzan a diario, no importando la edad que sus hijos tengan, siempre van a ser motivo de preocupaciones para estos, pero no dudo en ninguna forma, que si hoy un padre siembra la semilla de Dios en el corazón de su hijo, obtendrá mejores resultados…

Un padre es alguien especial para un hijo, es el que se imita en los primeros años, y una fuente de consejos inagotables que siempre permanecen, permanecen muchos valores, consejos, ideas, esperanzas, buenos deseos y todo lo mejor que puede dar, pero lo que más permanece en el corazón es uno con temos de Dios, respeto y obediencia…

No olvides nunca los consejos de tu padre, su experiencia, sus consejos y su disciplina para ser un hijo que crece en todos los niveles, y no olvides las palabras de nuestro Padre Dios, que quién mejor que El para amarnos tanto que entregando a su único hijo, dió su vida para que todo se consumara, los planes de Dios para la vida de cada uno fueran perfectos si se viven acordes a su palabra…

…por
…Cristina Hidalgo de Marroquín
__._,_.___

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.